La divertida historia sobre cómo llegué a ser parte de la mesa directiva del barrio

Al momento de decidir que no tendría suficientes años para lograr todo lo que me había propuesto y al quitar muchos proyectos, “de repente” cobré mucha fuerza para las áreas que sí quedaron en la agenda, entre ellas el cultivar el terreno que tenemos. 

Algo que nos había detenido de proseguir con ese plan había sido que el agua de manantial que se debe usar para riego llegaba contaminada con agua de drenaje, a pesar de que ya cambiaron el drenaje que pasa justo por nuestro terreno. Entonces, hace unos días cobré valor para ir a investigar de donde salía esa agua y descubrí que es otro drenaje municipal que queda cerca. Sí me dio un poco de flojera pero de todos modos tenía la determinación de lograr que hagan los cambios. 

En el tema del INEA hemos estado batallando porque cerraron la coordinación de Teopisca y no quieren permitir que trabaje con la técnico Anael, persona que considero puede apoyarnos debidamente; pero existe casicazgo, y es realmente rudo luchar para que se respete nuestra libertad. En un intento por apoyarla aunque sea moralmente, hoy la acompañamos a un pueblo. Al regresar a casa la invitamos a comer con nosotras. 

Platicaba de los cambios que Colombia ha tenido por medio de lideres políticos que se han negado a robar, y de repente pense en esa famosa frase de “Si yo fuera rico…” y no sé de como dije: “Yo no quiero ser rica, yo quisiera gobernar.” Pero salió como con mucha decisión. “El INEA es una institución que puede aportar muchísimo, pero la corrupción lo arruina todo.”

Terminamos de comer y me fui a la junta de barrio, pensando en solicitar el cambio de drenaje. Camino a la junta me encontré con José, quien ha estado haciendo algunos trabajos en nuestro terreno, me comentó que la junta era para organizar la mesa directiva y le dije: “Lo malo de ese trabajo es que después quieren que firmes por una obra que está mal hecha.”

Llegué un poco tarde, y busque una sombrita para pararme a escuchar. En el momento adecuado presenté mi solicitud para que se vea el tema del drenaje, y regresé a mi sombrita. Como en todas esas juntas se habla y habla, pero la mayoría de la gente sólo guarda silencio. Los de la asamblea mencionaron que el presidente municipal no les había dicho cuanto era el presupuesto para el barrio de este año, que ellos deben presentar las obras que se desean y él decide si se puede o no. Un vecino pide la palabra y dice: “El problema es que, sin deseo de ofender, la mesa directiva es débil, y así no se va a lograr nada. Antes que nada se debe fortalecer a la mesa directiva. Yo digo que no sea voluntario, sino que nosotros elijamos a las personas que deben apoyar. Y por allí esta la maestra, no la veo ahora, pero ella debería de estar en la mesa directiva…a ver en donde está mi maestra…¡Ah! ¡Allí está mi maestra, parada en aquel portón! Yo propongo que ella sea parte de la mesa directiva.” 

Y así fue que yo resulté como parte de la mesa directiva del barrio. 

Adriana me dijo: “Pues tú dijiste que querías gobernar. “Cierto, pero…pues…era sólo charla de sobremesa, y la idea completa era “Quiero gobernar en el milenio, cuando Jesucristo sea el gobernante supremo.” 

No sé, en realidad tengo mucha paz y he reido muchísimo porque todo fue de película… película de Cantinflas.

Y realmente la mesa directiva es débil, así que pienso en David y Goliat…bueno, será una experiencia por demas interesante y desafiante. Veremos como nos va al momento de los dineros con el querido presidente municipal… 

Parte de lo curioso, es que yo no entendía la fuerza de este nuevo puesto hasta que Adriana dijo: “Ahora puedes solicitar a Anael como técnico para el Barrio” y pues…tiene razón. 

Interesante. 

Los caminos de Dios, definitivamente no son lo que uno se imagina… pero el caminarlos es lo mejor de lo mejor. 

Que Dios nos dé gracia a todos para caminarlos.

Con amor,

Beatriz

Advertisements

HOY

Una de nuestras alumnas adultas escribió estas oraciones:

Lo que sigue en la lista

A principio de año me di cuenta de que mucho de lo que me hubiera gustado hacer tenia que ser quitado de mi lista porque en 20 años no podría hacerlo todo.

Haber entendido esa realidad me ha llevado a un proceso de depuracion tanto de actividades como de cosas y calculo que me va a llevar casi todo el año terminar (porque no es lo unico que haré). Me esta gustando la sensacion de alivio y por otra parte el poder reunir fuerzas para lo que sigue en mi lista.

El trabajo del INEA sigue pero medio atorado porque cerraron nuestra coordinacion y ahora estamos en pleito nuevamente, ya tuve que ir a Tuxtla etc. Espero pronto se resuelva.

El año pasado traduje el libro de unos misioneros que trabajaron cerca de aquí, hace unas semanas lo revise porque ya se va a imprimir. Me ha ayudado a ver con una perspectiva mas amplia el contexto en el que estamos. 

Uno muchas veces percibe que nada esta ocurriendo, pero hay detalles que me alientan. Hace poco me busco el director de otra escuela para que fuera a dar unos talleres a los padres, se habia enterado de mi trabajo en la escuelita por medio de una señora que había tomado uno de los talleres. Triste tener que decir que no tengo tiempo ahora para ir, pero alienta saber que esas semillitas están germinando en algunos corazones. 

🐌🐌

Un paso a la vez, cada uno por gracia divina.

“…la gente cambia”

​Hoy vino Adriana para que le ayude con su tarea de la prepa en línea, como parte del tiempo juntas me platico que parte de lo que la está motivando es ver que ella es ejemplo para su hermana menor que va en 4to de primaria y aparte trabaja de cerillito/embolsadora en un supermercado. Cuando Adriana le había dicho que no creía que pudiera hacer las dos cosas a la vez, su hermanita le contestó: “Tú lo puedes ¿por qué no yo?”

   Más tarde me llamó otra alumna que sufrió mucho para poder estudiar porque en su grupo social hay mucha resistencia al estudio, de hecho empezó a venir a escondidas. Ella recientemente recibió su certificado de primaria, le pregunté que le habían dicho en casa y me contó que el hermano que más le había molestado, ahora le pidió que inscribiera a su hijita. Y agregó: “…la gente cambia”.

Este momento es sumamente alentador.

Han Pasado 6 Años

Esta es nuestra primera Solicitud de Donativo Oficial. Va camino a MABE, Mexico.
Estamos solicitando un electrodomestico para rifarlo y juntar dinero para enfermos. Esto en apoyo a un grupo de mujeres voluntarias que se llama Necesidad sentida.

Son menos de 10 paginas, pero para llegar acá se ha requerido de un poco mas de seis años.

Agradezco a cada uno de ustedes por el apoyo que me dan, estas paginas estan impregnadas de esa fragancia
CELE, A.C. ha apoyado a ese grupo desde sus inicios.
Pequeños esfuerzos que como diría Fernando: “Doña Beti, para usted será poco…pero a mi me ha cambiado la vida.”
Que Dios nos conceda seguir siendo luz y sal.
Gracias, muchas gracias por estar alli.​

Fwd: por favor compartir con Lic. Ichin y Lic Reynaldo

En noviembre del año pasado pedí mi cambio de coordinación, se abrió una nueva coordinación en Teopisca y el tener a la oficina a un paso implica muchas ventajas en el aspecto administrativo, pero algo que debería poder hacerse en 30 minutos se ha convertido en una lucha de meses. La razón es triste: afecta “las metas”$ de la coordinación que dejo. A pesar de haber escrito una solicitud con firmas tanto mías como de los alumnos no hemos tenido la respuesta esperada. El viernes pasado ya me avisaron que yo, la otra maestra y una parte de los alumnos habíamos sido liberados, otra parte de los alumnos sigue secuestrada (los que están cerca a graduarse $$$). Así que escribí esta carta para los coordinadores implicados, y también les avisé que de ser necesario viajaría a Tuxtla para presentar mi queja a la dirección.
No sé que siga en ese capítulo, pero la carta me gustó así que se las comparto.
Dios nos bendiga a todos.
Beatriz

En esta carta quiero que nos detengamos a evaluar la trascendencia de nuestro actuar con rectitud en el traslado de los alumnos a la coordinación de Teopisca.
Ahorita, quiero dejar a un lado “el sistema, el proceso, si son de oportunidades, si falta info”… disipemos todos esos inconvenientes por unos minutos; en lugar de ello pensemos en algún desfile del 20 de Nov. que hayamos celebrado, y/o de una “tradicional fiesta mexicana” del 16 de Sep. ¡Qué lindas las charreadas! ¡Qué deliciosos los antojitos! ¡Qué emoción ver el verde, blanco y rojo por todos lados!
                                                   “¡Viva México!”
                                                                             “¡Qué viva!”
¿Alguna vez han tenido oportunidad de ir a Puebla? ¿Visitado la casa de los Hnos. Serdán? Ahora en esa calle hay muchas tiendas de dulces típicos así que cuando uno va el ambiente es turistico, de relax. Pero hubo un día en que esas calles estuvieron salpicadas de sangre, entre ellos la de tres hermanos que creían que México podría ser un lugar de libertad.
Disfruto aprender, me es un deleite ver como el conocimiento que adquiero se convierte en una herramienta para disfrutar mi vida, para sacarle jugo a cada momento. Mi pasión de enseñar viene de desear que otros tengan ese mismo privilegio, no importando su raza o estatus social. Amo enseñar tanto como aprender.
Mi intención al llegar a Teopisca era el dedicarme a la agricultura…pero el peso de la pobreza a mi alrededor me sofocaba y empecé a enseñar. Primero a Doña Paula que no sabía leer: “No puedo ir a ningún lado sola porque no sé leer.” Luego a su hijita menor, que ahora ya es adolescente, toda una señorita. Poco a poco mi casa se ha ido convirtiendo en una escuelita. Ya tenemos tres salones, todos tienen un librero con cuentos y material didáctico. Pero lo mejor son los alumnos: Doña Catita con su cabellera blanca y sonrisa traviesa que de rato en rato pasa para regalarme un aguacate o unos guineos. Mari, es huerfana, aprendió a leer con nosotros y ahora está sufriendo con la aritmética pero sabe que yo le tengo una paciencia enorme, ella no puede venir seguido, con frecuencia le piden que se quede hasta tarde en su trabajo, pero poco a poco estamos avanzando. Alicia, nació con labio leporino, no es de sorprendernos que no haya podido seguir en la escuela “normal”; pero es muy inteligente y decidida. Andrea es paralitica, yo tengo que ir a su casa… que interesante,  mis alumnos son los que no han tenido oportunidad en otro lado.
Me gusta el INEA, me gustan sus libros y me gusta el que nos permite darles la oportunidad a estas personas de tener lo que no pudieron tener antes. No todos los paises del mundo tienen algo así ¿lo sabían? Realmente somos privilegiados, ahora más, con la prepa y uni en línea de la SEP. Me emociona saber que mis alumnos tienen un camino por el cual caminar, es real, está allí, no es un sueño, no es ficción y no es inalcanzable.
Sin embargo, no es un camino sin obstáculos y me pregunto cuantos de ellos realmente lo van a transitar. Hay diferentes obstáculos, como el tener que trabajar para poder aportar a la familia; a la mayoría les puedo encontrar solución…pero, hay un dragón que no sé si logremos vencer: la corrupción.
Me asusta. Honestamente me asusta mucho. Al llegar no entendía porque los padres de familia no apoyan a sus hijos en los estudios, voy entendiendo. Han visto que para muchos ha sido un esfuerzo “en vano” porque llegado el momento tu firma no vale nada, tu solicitud no es nada.
Estos días he estado entendiendo lo que este pueblo vive, a mi no me había tocado vivirlo, antes mi firma ha tenido fuerza, ahora está siendo ahogada. Yo tengo la fuerza y los conocimientos para decir “Me voy a Tuxtla”, pero empiezo a entender la apatía de mis vecinos. Ellos no tienen esa fuerza ni ese conocimiento. También empiezo a entender la razón de la existencia de organizaciones como la ONPP etc. La necesidad del tumulto para “ser escuchados”.
¡uf! ¡qué susto!
Y ahora ¿que hago?
Recuerdo.
Los recuerdos son importantes.
Recuerdo el día en que le tuve que  preparar a una alumna para un concurso de oratoria, vivíamos en Puebla. Ella le tenía tanto miedo al concurso que en sus ensayos lo hacía debajo de la mesa… entonces le hable de la importancia de matar a los dragones de nuestra vida, de ser valientes y sacar una espada y cortárles la cabeza. Ella me contestó que las mujeres no cazan dragones. La miré firmemente a los ojos y le hable de Carmen Serdán. Mi alumna ganó algunos concursos de poesía y de oratoria.
Gracias a mujeres como Carmen Serdán y Josefa Ortiz de Dominguez tenemos un México en el cual tenemos libertad, una Constitución Política y a todos los habitantes se nos reconoce como personas. No todos los países del mundo tienen esto ¿lo sabían?
A veces nos acostumbramos tanto que se nos olvida que es un gran privilegio. Los privilegios se pueden perder ¿lo sabían? Es cierto, muchos paises que han sido libres han llegado a terminar en dictaduras y aunque pareciera que fue algo que ocurrió de la noche a la mañana, en realidad fue todo un proceso, un camino que se fue pavimentando poco a poco, cada vez que no se fueron respetando peticiones, cada vez que se fueron ahogando firmas.
Verde        Blanco       Rojo
Verde= esperanza
Blanco= unidad
Rojo= la sangre de Carmen Serdán y muchos más.
Honremos esa sangre, esas vidas derramadas para comprar nuestra libertad. Trabajemos en unidad para traer esperanza real a muchas vidas en nuestra comunidad.
                                         Es posible, realmente lo podemos hacer.
No es difícil respetar la voluntad de los demás.
Qué Dios nos dé gracia para preservar nuestra libertad.
Respetuosamente,
Beatriz Gasca Yáñez

Estos son tiempos tristes para México

-por B. Gasca Yañez

Estos son tiempos tristes para México, toda la nación está consternada con la desaparición de los normalistas. A ratos se siente como si una nube muy oscura estuviese cubriendo nuestro cielo, la esperanza se apaga ante tanta corrupción.

En medio de ello, me toca mi propia dosis de corrupción en vivo y en directo. Han arreglado la calle y el canal de agua pluvial pasa por una parte de nuestro terreno. Los líderes primero me dicen que no hay presupuesto para que la parte que pasa por mi terreno sea encementada, sólo sería la zanja de tierra. Gracias a Dios varios vecinos empezaron a usar el canal de drenaje, entonces me quejé y los mismos vecinos presionaron a los líderes para que pidan al presidente que lo encemente. Llegaron con el cuento de que no había mucho presupuesto así que sólo le iban a poner malla y un poco de cemento, ya no tan grueso. Pensé: “Peor es nada.”

Sin embargo, al momento de firmar dando el permiso para que lo coloquen, leo y veo un término muy técnico así que le pregunté al ingeniero que quería decir y me explicó que sería un canal cerrado hecho con varilla y paredes de 10cm de espesor. Entonces les digo “Señores, yo no puedo firmar esto, porque, es como si me piden que firme algo en que me ofrecen un cerdo y luego me dan una gallina.” La respuesta “Entonces no le damos nada.”

Siendo Gasca Yáñez, escribo mi carta de inconformidad y me voy a la presidencia, al entregar mi carta la secretaria me dice: “Otra carta.” La presidencia ya es como mi segundo hogar…en fin, ella me pasa con el supervisor de la obra quien me mira sorprendido y me dice “Señora, el proyecto incluye 30 metros de canal que pasan por su casa y la de su vecino. Eso se va a hacer, ya está aprobado.”  Eso me ha tranquilizado, pero debo seguir pendiente. Además se debe escribir un Acta de Acuerdo con algunos incisos que nos protejan, que los líderes no han querido elaborar.

Bueno, busco al presidente del barrio para entregarle la carta que entregué en presidencia y se rehúsa firmar de recibido; así que no le entrego la carta. Hoy mismo me entero de que los líderes de barrio han estado hablando mal del director de la primaria y hay rumores de que lo quieren correr. Además me avisan que en la tarde iba a haber una reunión por el tema de escasez de agua. Decidí presentarme con la idea de pedir que me firmen la carta de recibido en público.

Empieza la reunión, observo, escucho, espero. En algún momento veo que alguien presenta una buena propuesta y apoyo lo que dice y los líderes me dicen que guarde silencio, porque no es mi barrio. Yo contesto “Señores, vengo en representación del director de la escuela primaria porque tenemos 150 alumnos y es imposible que estemos sin agua.” Y uno de ellos dice “No queremos ni meseras ni sirvientas, que venga el director.”       ¿?

Lindo ¿no? Pues, realmente esa no me la esperaba así que me quedé en silencio, pero fue muy hermoso, sumamente hermoso, mucho más hermoso que un atardecer en la selva…el escuchar la reacción de mis vecinos. Uno de ellos, que ni lo conozco, ni de vista, dice: “Señores, aquí todos tenemos derecho a expresar nuestra opinión.” Pero lo más lindo fue escuchar a los otros “Sí, es la maestra y es nuestra escuela.